Martín, de grumete a capitán, de Arianna Squilloni con ilustraciones de David de las Heras (Thule) es nuestra recomendación de la semana

Una idea. Un guión. La necesidad de encontrar un ilustrador que consiga dar con el punto exacto de la fantasía y que siga un texto pequeño, amplificándolo. Eso es el libro que recomendamos esta semana: Martín, de grumete a capitán, de la escritora (y editora y poetisa y quién sabe qué más) Arianna Squilloni y el joven ilustrador David de las Heras que hace en este libro un estreno espectacular. Thule es la editorial que lo ha publicado en la colección Isla Flotante. Y la combinación de todos ellos nos da un libro precioso, de esos que los niños van a leer una y otra vez, por lo emocionante de la historia, por sus capas, por lo que no dice, por el final feliz que resuelve tantos asuntos familiares que, cuando no se arreglan, van dejando como un poso de tristeza y pesadez.

Martín es un niño imaginativo que aferra su infancia a un viejo muñeco regalado por su padre cuando era chiquitito: el capitán Tartagliona. Con él se siente fuerte y poderoso, incluso cuando llega la hermana pequeña, Beba, origen de conflictos interiores. Aunque no se dice (pero nosotros lo contamos porque para eso estamos), la presencia de la pequeña hermana despierta monstruos en Martín, que se materializan en una especie de criatura viscosa con ocho patas o tentáculos y a la que Martín encierra en su llamado cajón de secretos.


Un día, mientras todos buscan a la pequeña por la casa, Martín se da cuenta de que su cajón se ha abierto y esa criatura tiene que ver con la desaparición de su hermana. ¡Sólo él puede salvarla, por supuesto! y emprende un viaje a su propia oscuridad donde un capitán con pata de palo le dice que tendrá que llevar una espada. Claro, la espada, y el camino con una especie de antorcha que recorre con su poder hasta donde Beba ha sido atada . Su fuerza y también la contribución de su hermana, les permitirá regresar felices al hogar. La infancia, como el capitán que le acompañó hasta entonces, queda definitivamente atrás.

El texto es una delicia de creación: aparecen palabras en italiano que nos transportan a otros mundos, homenajes a Salgari, los piratas, los barcos de aventuras, el Rey Arturo, y bichos de la ciencia ficción. Esto es lo que llamamos capas y diálogo con la tradición literaria porque ningún niño lee ahora a Salgari, pero quién sabe si este libro dará ideas para leerlo. La aventura es completa y coherente, los detalles quedan para la ilustración. Se aprecia claramente que este libro es un trabajo de tres (editor, autora e ilustradora), pues resulta difícil imaginar que cada uno ha ido por su lado. En esta entrevista del blog Un periodista en el bolsillo, hay datos interesantes sobre cómo nace un libro de estas características.

Respecto a las ilustraciones de David de las Heras, se podría contar mucho: la profusión de detalles, la perfecta secuenciación, una paleta de colores en la que aparece, a modo de anuncio, un negro que protagonizará el viaje del niño. Esta parte en tres tonos marca claramente la dimensión de la aventura respecto a la realidad, y también, la necesidad de salir de ese oscuro pozo poblado por peligros. de las Heras ha contado que un libro que marcó su infancia fue Donde viven los monstruos de Maurice Sendak y vemos en muchos momentos de este libro un bonito homenaje.



Por último hablar del libro como objeto físico.  El tamaño cuadrado, el mate de la cubierta, las guardas que presentan el día y la noche, los interiores con un papel que aromatiza tan bien la tinta... todo parece destinado a convertirlo en un libro favorito para releer durante mucho tiempo. 

Algunas ilustraciones de este libro están a la venta aquí.

Martín, de grumete a capitán
Texto de Arianna Squilloni
Ils. David de las Heras
Editorial Thule
2013
12,95€
Puedes comprarlo aquí



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tarambanea por el blog

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...